21 de março de 1987

Revista ihu on-line

Diálogo interconvicções. A multiplicidade no pano da vida

Edição: 546

Leia mais

Cultura Pop. Na dobra do óbvio, a emergência de um mundo complexo

Edição: 545

Leia mais

Revolução 4.0. Novas fronteiras para a vida e a educação

Edição: 544

Leia mais

Mais Lidos

  • A barbárie com rosto humano. Artigo de Slavoj Zizek

    LER MAIS
  • Uma bênção “Urbi et Orbi” incomum: a liturgia em tempos de pandemia. Artigo de Massimo Faggioli

    LER MAIS
  • ‘Após o coronavírus, o mundo não voltará a ser o que era’

    LER MAIS

Newsletter IHU

Fique atualizado das Notícias do Dia, inscreva-se na newsletter do IHU


21 Março 2020

Luz Marina Valencia, Colombia, †1987.

Religiosa, mártir de la justicia entre los campesinos de México. Religiosa colombiana de la Inmaculada Concepción, de 35 años, asesinada en un poblado de Cuajinicuilpa, Guerrero.

Llega a México a fines de 1986 y con dos hermanas de su congregación integran un Equipo de Pastoral con los sacerdotes Oblatos de María Inmaculada. Con el padre Roberto Hickl hace la misión en Gloria Escondida. Luz Marina se hospeda en la choza de una familia campesina.

Para comprender lo que ocurre esa noche hay que conocer la realidad "escondida" en eso que llaman "Gloria". Uno de los lugares más pobres del municipio, donde los campesinos sirven a la familia Flores, los terratenientes que comparten el poderío con otros latifundistas del estado y hasta son propietarios del poblado. Sus habitantes son sus peones, mal pagados y algunos no cobran desde hace tres meses. Allí, el patrón es el dueño de la tierra, del trabajo y de la vida del peón. El pueblo tiene memoria de muchos asesinatos. Su autoridad llega a ultrajar y disponer de las mujeres. Luz Marina conoce la situación y la denuncia.

Como Jesús, vino a "anunciar el Evangelio a los pobres, a liberar a los oprimidos". Su sola presencia de mujer, junto al pueblo, a partir de la fe, la condena a muerte. Esa noche, mientras duerme en la choza, cuatro hombres armados entran violentamente para vejarla y raptarla. Ella lucha, grita, forcejea. No pueden llevársela porque una alambrada rodea la casa. Le disparan en el estómago. Tras siete horas, muere desangrada. "Dios mío, perdónalos", musita.

En la cruz de su tumba se lee: "Su muerte es ya semilla de liberación para el pueblo".

 

Comunicar erro

close

FECHAR

Comunicar erro.

Comunique à redação erros de português, de informação ou técnicos encontrados nesta página:

21 de março de 1987 - Instituto Humanitas Unisinos - IHU

##CHILD
picture
ASAV
Fechar

Deixe seu Comentário

profile picture
ASAV